A Pio no le gusta el menú


DSC_2609 ©Pipe YaleEl presidente del senado prefiere un caro restaurante a la subvencionada cocina de la Cámara Alta

A sus señorías senadores parece que lo de comer en el Senado no les va, prefieren una buena comilona en los mejores restaurantes. Los padres de la Patria necesitan reponer energías y nada mejor que los más caros y sofisticados restaurantes que se han puesto de moda en la madrileña calle de Jorge Juan, en pleno Barrio de Salamanca. El presidente de la “Cámara Alta”Senado ha elegido para tal ocasión “La Maquina” , uno de los locales de moda en dicha calle madrileña. A pesar de que en el Congreso de los Diputados se este librando la batalla crucial por la investidura de Mariano Rajoy para ser de nuevo presidente, uno de sus hombres de más peso en el PP y el propio gobierno, prefiere darse una vuelta por lo más in de la capital. No es de extrañar que el Presidente del Senado no quiera el estupendo menú que se ofrece en el Senado a un precio más que asequible, más barato que el menú de un colegio, y mejor elaborado y presentado. Pues eso que mientras Mariano Rajoy con su socio de Cs Albert Rivera hablan de acabar clon la corrupción y el derroche, algunos se marchan a comer a los lugares más caros de la ciudad. Suponemos que las comidas de los honorables señores que nos gobiernan los pagaran de sus bolsillos, sus sueldos son más que abultados, y pueden hacerlo. O por el contrario se trate de una comida de trabajo fuera del mismo, y haya que ser sufragado  con el dinero de los sufridos contribuyentes. Una y otra vez nos sorprende ver  a estos prohombres, con los escoltas que pagamos todos, fuera de su lugar de trabajo, manteniendo comidas de trabajo. ¿Lo captan? Si de nuevo sale elegido para levar las riendas de este país de sufridores el seños don Mariano Rajoy, no estaría de más que cuidase un poco las formas de su gente. El presidente del gobierno en funciones declaraba hace unos días en  el Congreso: “Acabaremos con la corrupción y tendrán que devolver lo robado”. A ver si es verdad. De momento  si los señores senadores no quieren comer en el Senado mejor se cierra el comedor que nos debe costar un dineral a los españoles. O como muchos postulan se disuelve la Cámara Alta, que para ,o que sirve… Hasta piscina tienen sus señorías para su relajo y regocijo. Como ven muchas ventajas que el resto de ciudadanos no podríamos ni soñar con tener. Las comidas de trabajo nos parecen estupendas, pero las privadas han de ser privadas y pagadas con el dinero propio no a cuenta del Estado. Todos los partidos políticos deberían comprometerse  a rebajar lo sueldos a todos los sus miembros, demostrando a la ciudadanía que están comprometidos con los sacrificios que piden a la “especie de sacrificados sufridores”. Si no quieren comer en el Senado su grandioso menú, que cierren el comedor y naturalmente paguen de  su propio bolsillo estas grandiosas comilonas de trabajo. Y por descontado que paguen de su propio bolsillo tanta hora extra de escoltas, conductores, etcétera, etcétera. esta si es una forma de ahorrar coherente.

©Pipe Yale

pipeyale@disparatesmagazine.com

 

IMG-20160708-WA0006

DSC_2610 ©Pipe Yale

©Pipe Yale

pipeyale@disparatesmagazine.com

Para anunciarte en nuestra revista consulta los precios en:

publicidad@disparatesmagazine.com

Si quieres comprar nuestro material o contratar nuestros servicios fotográficos:

administracion@disparatesmagazine.com

Nuestro teléfono de contacto: +34 616 543 698

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *